martes, febrero 01, 2011

La Voluntad de Dios

Todavía tengo fuerzas suficientes, y de sobra, para empezar de nuevo muchas cosas.

Desde que terminaba el 2010 hasta hoy, Febrero 1 del 2011, he estado consumiéndome interiormente meditando, orando y buscando la voluntad de Dios respecto a lo que Él quiere hacer conmigo.

Por esas co-incidencias de la vida ayer leí un provocatico escrito del Internet Monk Big Decisions and God's Will que me ha hecho querer escribir esto, a modo de revulsivo y catarsis.

Quizá hubo un tiempo en las comunidades cristianas donde la gente se preguntaba fervorosamente por lo que Dios quería hacer con sus vidas y eso ya no es tan común. Pero, a diferencia de Michael Spencer, yo no creo que eso sea una buena señal. Ni creo que sea algo que se deba abandonar a cuenta de que la madurez cristiana implica abandonar posturas similares donde cada quien asume más y más responsabilidad personal de su día a día.

Cada vez que me decido a darle más importancia a la oración, a la piedad, al crecimiento y maduración espiritual en mi diario vivir noto un efecto progresivo en mí; y es que cada vez más me centro en querer hacer la voluntad del Padre y no la mía. Cuando no estoy así no significa que estoy pecando o dándole rienda suelta al desenfreno, significa que estoy dejándome llevar por el flujo normal de las cosas, haciendo lo que debo hacer, lo que se me presenta como inmediato, lo que me reclama atención necesaria. Cuando pasa eso me olvido de preguntarle a mi Señor si estoy haciendo lo que Él quiere. Cuando estoy así, estoy como lo que hoy es la manera común de vivir el cristianismo. Pero ese modo de vivir me recuerda a la semilla que cayó entre espinos. Los espinos no son pecado, los espinos son los afanes del día a día, son esas tareas y deberes, incluidos los religiosos, que cumplimos con seriedad. Esos también ahogan los planes y sueños de Dios que se nos entregan como semilla.

Del otro lado, este vivir queriendo hacer lo que Dios quiere, no es común. No se encuentra uno en cualquier mes con gente que quiere agradar a Dios de manera especial. No es común descubrir a personas abiertas de par en par al plano sobrenatural en el que Dios habla, se revela, cuenta sus sueños, sus intenciones, interviene sanando y haciendo maravillas extra-ordinarias en el ordinario vivir de sus hijos. Por eso se sufre y se vive en oscuridad cuando se busca la voluntad de Dios, porque la luz viene sólo de Él. No hay muchas lámparas encendidas. Y aunque aparezcan una o dos en nuestro caminar, ellas sólo nos apuntan al Proveedor del aceite, pero el camino que nos toca recorrer ellas no lo pueden iluminar. No es el suyo, también lo desconocen, ellas apenas conocieron a duras penas el propio.

La creencia en la Providencia divina es cada vez más extraña en las comunidades cristianas. Cuando más se encuentra uno a algunos que creen que Dios es una especie de intervencionista que aparece cuando se le invoca. Pero esa antigua, bendita, revelada y divina certeza de que Dios tiene perfecto control de todo y que no hay un sólo acto en el universo en el que Él no esté involucrado, ya ni se predica ni se cree en muchos lugares. Por eso le duele al que lo cree encontrar ayuda.

Me vienen a la mente las palabras del Salmista "¿De dónde vendrá mi auxilio?". Creo que esta dureza dolorosa que se experimenta al querer buscar la voluntad de Dios tiene raíz en esta falta de educación en tener una relación cercana con el Dios de la Revelación. Con su Palabra. Con su Hijo que es Verbo. Cuando todo se ha vuelto un rito religioso, cuando todo nuestro esfuerzo se ha ido hacia querer ser buenos, cuando toda nuestra atención la tiene el "llegar al Cielo", creo que se nos olvida tener a Dios de consejero, y esta educación o costumbre de vivir haciendo lo que podemos "para" Dios nos ha hecho olvidar que Él quiere darnos lo que necesitamos, siempre. Incluida su dirección.

Esta dureza y perplejidad no es divina, es sólo una invitación a conocerle más. A venir donde Él. A depender de Él. Y la luz vendrá.

5 Comments:

At 7:13 p. m., Blogger Celeste! said...

qué alegría leerte!

 
At 2:18 a. m., Anonymous Anónimo said...

Hola Gabaon, quiero comentarte que he leido mucho tu blog, inclusive muchos comentarios tuyos que andan dispersados por los foros.

Me ayudaste a entender una palabra que hoy tiene un sentido completamente distinto para mi: La Gracia.

Esa cosa que antes veia como "un estado que adquiria despues de la confesion" y ahora no es mas que el mismisimo Dios operando en la vida de todo creyente, todo el tiempo y que hace querer Y HACER el bien.

Realmente me has ayudado mucho en mi camino hacia Dios, has sido una verdadera lampara para mi.

Se que ahora debo pedir directamente a Dios que me otorgue su ayuda y que el sea el que me guie. Pero sin duda voy a pedirle que me de "una doble porcion de tu espiritu" 2 Reyes

 
At 2:49 p. m., Blogger Gabaon said...

Hola Celeste!

Me pierdo, pero siempre vuelvo : )

Aunque te leo cuando estoy perdido.

 
At 2:56 p. m., Blogger Gabaon said...

Hola Anónimo.

Me alegra leer eso, excepto la parte de la doble porción: aspira a mucho más! ; )

Dios te bendice.

 
At 6:26 p. m., Anonymous Anónimo said...

Hola Gabaon, Dios te bendiga.
Lei mucho el blog y veo que un tema que tocas continuamente es el de la predicacion de la Gracia y el semipelagianismo en la iglesia.
Tema muy interesante y tal vez uno de los que deberia hablarse mas seguido.
Te molesto, por que analizando sobre esto, me di cuenta de un problema en al iglesia que es realmente "paradojico" y sumamente raro. El tema es el siguiente ¿Por que los pelagianos y semipelagianos en la iglesia son los que hacen mas obras, tratan de abogar por mas libertad en la iglesia y buscan la participacion de todos, etc, mientras que los que predican sobre la Gracia son generalmente conservadores y no florecen en obras?
Evidentemente la culpa no la tiene Dios, ni la tiene la predicacion de la Gracia pero... ¿A que se debe esto tan raro?
Tal vez este no es el mejor medio para consultarte esto, pero me gustaria poder conversar este asunto contigo.

Muchas Gracias.

 

<< Home

Powered by Blogger All You Can UpLoad